Un bebé feliz es sinónimo de una madre que cuida su salud

By  |  0 Comments

La madre es un ser poderoso e intrínseco que forma parte importante en la crianza de una persona y sin necesidad de estar emparentada biológicamente con el bebé, crea indudablemente un fuerte vínculo con él, conexión que con los años se fortalece por la convivencia. Asimismo sucede tanto con el apego como con el afecto que le pueda tener al niño. Además, por medio de ese espontáneo lazo afectivo la madre también puede reconocer todas las necesidades del recién nacido, por lo que es consciente de lo importante que es mantener en óptimas condiciones su salud, dada su fragilidad.

 

¿Por qué un bebé necesita atenciones especiales?

Todos los bebés son delicados, pero cuando hablamos de su piel, es realmente sensible porque tiene características fisiológicas distintas a las de un adulto. Para empezar su pH es neutro, la conexión existente entre la dermis y epidermis no es tan fuerte, tiene menos vellos protegiéndola y es más delgada, lo cual aumenta su capacidad de absorción haciéndola vulnerable a los peligrosos químicos que contienen los productos hechos irónicamente para su cuidado, ya que a ninguna sustancia química se le puede considerar como no tóxica. Tóxico es el nombre con el que se califica a todo tipo de sustancia que tenga la propiedad de causar daño en el organismo de los seres vivos que entraron en contacto con ella, por tal motivo los productos naturales para bebés libres de toxicidad son los que mejor le convienen al pequeño.

 

¿Cómo identificar un producto natural sano para el bebé?

Con respecto a qué producto se debe aplicar sobre la piel del bebé, deben buscarse productos cosméticos hipoalergénicos, sin conservantes, colorantes o perfumes y preferiblemente ecológicos, ya que no solo son una opción de cuidado personal respetuosa con el medio ambiente y los animales durante todo su proceso de elaboración, sino porque están compuestos con los mejores ingredientes naturales, así como con aceites hidratantes vegetales, que no derivan del petróleo, para que lo poros respiren con libertad. En otras palabras, no son nada dañinos, pueden proteger adecuadamente la piel del pequeño porque se adaptan mucho mejor, tienen mayor compatibilidad y le ofrecen más nutrición, hidratación e incluso evitan las reacciones cutáneas que proporcionan los productos cosméticos convencionales.

 

Consejos al comprar el mejor producto de bebés

Independientemente de lo que se vaya a comprar, se deben leer bien los ingredientes que aparecen en las etiquetas de los productos y poner especial atención al orden en que están listados, porque el primero en aparecer será el elemento que más contiene el producto. Teniendo esto presente, al momento de adquirir debe considerarse:

Cremas hidratantes para el bebé, una con aceite de almendras dulces, manzanilla, aloe vera o caléndula son ideales, al contrario de una que tenga en su composición parafina o vaselina.

 El champú y gel para bebés no debe contener sodium lauryl o laureth sulphate.

 Con las toallitas húmedas hay evitar que tengan limoneno, linalol, eugenol y citronellol, debe optarse por elementos proclives a irritaciones.

 La cremas de pañal deben tener óxido de zinc, porque es reparador y antiséptico, componentes como el petrolatum o paraffinum liquidum deben ser evitados.

 El protector solar adecuado para bebés menores de 6 meses debe contener óxido de zinc y dióxido de titanio con nivel de protección 50 como mínimo.

 La colonia infantil no debe contener alcohol para evitar que su piel se reseque, y para mayor seguridad es recomendable aplicarla sobre la prenda de vestir.

 

Por otra parte, la solución micelar es perfecta para cuando se trata de la limpieza general del bebé (cara y cuerpo) fuera o dentro de casa, ya que no tiene ingredientes de acción agresiva como el alcohol o jabones fuertes que irriten, resequen o castiguen su piel con reacciones alérgicas. Conociendo todos estos aspectos y manteniéndolos siempre presentes en nuestra memoria, podremos llevar a cabo una compra más inteligente, aparte de que tendremos la certeza de conseguir un producto funcional y de calidad, por lo cual puede concluirse que el uso de productos naturales para bebés es la opción más saludable, segura y sin duda alguna una de las formas de expresarle a un hijo que se le ama con todo el corazón al no dejar que sus pequeños cuerpos absorban sustancias perjudiciales que puedan afectarles de por vida.

Periodista especializada en belleza, moda y corazón

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>